Superar el Síndrome de Ovario Poliquistico con una FIV

Un diagnóstico precoz permitió a Natalia superar el Síndrome de Ovario Poliquístico con una FIV cuando llegó el momento en que decidió ser madre.

A los 23 años de edad, Natalia fue diagnosticada con síndrome de ovario poliquístico, comúnmente conocido como SOP. “Siempre supe que tendría problemas para quedarme embarazada, sin embargo desconocía la embergadura del problema hasta que empecé a buscar el bebé”, explica Natalia .

El Síndrome de Ovario Poliquistico afecta entre el 5 y el 10% de las mujeres en edad reproductiva, lo que causa infertilidad porque evita una correcta ovulación.

Consciente de su diagnóstico, Natalia estaba determinada a quedarse embarazada antes de los 35 años, momento en que la fertilidad de la mujer empieza a descender.

En manos de un especialista de fertilidad y  SOP

Con 32 años, y durante seis meses, Natalia y su pareja intentaron conseguir el embarazo de forma natural, pero no lo consiguieron. Tras una primera visita con el Dr. Carbonell de la Unidad especializada en el Síndrome de Ovario Poliquistico, Natalia empezó un tratamiento de inducción de la ovulación, para mirar de aumentar la cantidad de ovocitos ovulados cada mes.

Paralelamente, Natalia era muy consciente que debía controlar su sobrepeso para aumentar las posibilidades de embarazo. Se puso en manos de nuestro endocrino e iniciar una dieta para mejorar su fertilidad: un plan individualizado de comidas, consejos sobre cómo desarrollar relaciones positivas con los alimentos y sesiones de asesoramiento motivacional.

Tras un primer intento fallido con una inseminación artificial, pasaron a la Fecundación in Vitro. El primer ciclo se canceló, porque la respuesta ovárica fue muy débil. En la segunda estimulación ovárica, consiguieron 3 óvulos. Se desarrollaron hasta convertirse en  2 blastocistos y decidieron realizar un Diagnóstico Genético Preimplantacional para evaluar la viabilidad de los embriones y maximizar las probabilidades de embarazo.

La transferencia fue un éxito, y el mejor de los embriones evolucionó en un embarazo: “Mi vida cambió para siempre, vencí la batalla al SOP”, cuenta Natalia .

¿Necesitas ayuda?

¿Cuando te llamamos?

Tratamiento:

Quiero:

He leído y acepto las Condiciones de uso
Doy mi consentimiento para que Centre de Reproducció Asistida SL pueda remitirme comunicaciones comerciales

Compartir